El Tesoro tuvo su primera prueba realmente exigente del año, en la búsqueda de financiamiento en pesos en el mercado, para cubrir los pagos de vencimientos de deuda y de paso obtener pesos extra para cubrir déficit fiscal. El objetivo que manifestaron inicialmente desde el Ministerio de Economía fue logrado: en lo que va del mes, se obtuvieron $33.000 millones de financiamiento neto, pesos que aliviarán solo parcialmente las necesidades de acudir al BCRA.

Esta semana vencían $196.000 millones, principalmente por una Lede y una Lepase. En total, a lo largo del 2021, el número alcanza los $2,2 billones. Hoy se obtuvieron $200.000 millones. 

Desde Economía destacaron: "Se colocaron dos letras a descuento, dos letras en pesos vinculadas a la tasa de pases pasivos del BCRA, y dos bonos ajustables por CER con vencimientos en septiembre del 2022 y marzo del 2023, continuando así con la política de ampliación y diversificación del financiamiento en pesos del Tesoro Nacional a tasas reales positivas y sostenibles".

Por su parte, el flamante secretario de Finanzas, Mariano Sardi, evaluó: "Más del 31% de la colocación fue realizada en bonos con vencimiento en septiembre del 2022 y marzo del 2023. De esta forma, se continúan dando pasos sostenidos y concretos hacia el objetivo de extender los plazos de financiamiento del Tesoro y construir un perfil de vencimientos sostenible"

Y agregó: "La licitación tuvo una gran participación de inversores minoristas, dado que se recibieron 238 ofertas en el tramo no competitivo”.