El cierre de las fronteras alemanas se extenderá al menos hasta el próximo 15 de mayo, informó el vocero de la cartera de Interior, Steve Alter.

"Los controles en las fronteras se prorrogan hasta el 15 de mayo. Hoy mismo se enviará una carta a la Comisión Europea", declaró el funcionario.

Alter agregó que Alemania se rige por la decisión de la Comisión Europea sobre la gestión de las fronteras exteriores.

A mediados de marzo los países del espacio Schengen introdujeron la restricción a los viajes no esenciales a la UE por 30 días para detener la propagación del coronavirus, luego la prorrogaron hasta el 15 de mayo.

Ayer, fue el ministro del Interior de Francia, Christophe Castaner, quien anticipó que las fronteras francesas van a seguir cerradas, que no hay fecha para su reapertura y que el objetivo es una coordinación conjunta de la UE y a nivel bilateral.

Castaner indicó que la idea es que primero se restablezca la circulación entre los países de la zona Schengen y luego llegaría la reapertura de las fronteras exteriores.

Desde el 11 de marzo, en Francia volverán a estar permitidos los desplazamientos en el interior del país sin restricciones, pero en un radio de 100 kilómetros del domicilio. Para superar ese límite, habrá que tener razones profesionales o familiares “imperativas”.