El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, alertó que "es muy probable" que sus tropas en Afganistán sufran un nuevo ataque antes de su retirada del próximo martes. "La situación en el terreno continúa siendo extremadamente peligrosa".

La comunicación se dio a dos días del doble atentado en el que Estado Islámico mató a más de 100 personas en la capital afgana, entre ellas 13 militares norteamericanos.

Atentado en Afganistán: Biden teme que continúen 

"La situación en el terreno continúa siendo extremadamente peligrosa y la amenaza de ataques terroristas contra el aeropuerto (de Kabul) sigue siendo alta. Nuestros comandantes me informaron que un ataque es muy probable en las próximas 24 a 36 horas", señaló Biden en un comunicado difundido por la Casa Blanca.

A pesar de la advertencia, el mandatario aseguró que continuará con el plan de evacuación de personas, tanto para ciudadanos estadounidenses como afganos o de naciones aliadas. 

La fecha límite para estas partidas es el martes, día en que se hará completamente efectiva la salida de Estados Unidos de Afganistán a través del aeropuerto de Kabul.

Sin embargo, las milicias talibanes realizan un fuerte control en los alrededores y los accesos del aeropuerto al que sólo pueden acceder los colectivos autorizados. A pesar de esto, persiste el temor a un nuevo ataque del Estado Islámico, enemigo tanto de Estados Unidos como de los talibanes.

Talibanes en Afganistán 

La reconquista del poder por los talibanes en Afganistán de este mes llegó 20 años después de que su anterior Gobierno fuera derrocado por una invasión internacional liderada por  Estados Unidos en el marco de la guerra "contra el terrorismo" lanzada luego de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en ese país.

Su regreso ha aterrorizado a muchos afganos que temen represalias por haber colaborado o trabajado para las fuerzas extranjeros o que los talibanes vuelvan a imponer las draconianas medidas que caracterizaron su anterior Gobierno, cuando practicaron ejecuciones extrajudiciales y privaron de todo derecho a las mujeres.

Estados Unidos señaló esta semana que más de 110.000 personas ya fueron evacuadas de Kabul, pero que unos 1.000 estadounidenses y decenas de miles de afganos todavía pugnaban por salir del país en uno de los puentes aéreos más grandes de la historia.

El atentado de los últimos días sembró el caos y la desolación entre los miles de afganos que se agolpan en el aeropuerto.