La prohibición de nuevos arrendamientos de petróleo y gas natural en tierras que son propiedad del Gobierno federal EEUU por parte de la administración de Joe Biden es una pausa temporal para revisar el programa federal de combustibles fósiles, dijo este martes la secretaria del Interior, Deb Haaland, durante su audiencia de confirmación en el Senado.

"No creo que sea una prohibición permanente", dijo Haaland al Comité de Energía y Recursos Naturales del Senado​​​. "Tengo entendido que el presidente Biden solo ha puesto una pausa a los nuevos arrendamientos. No prohibió los nuevos arrendamientos; no impuso una moratoria a los nuevos arrendamientos. Es una pausa para revisar el programa".

Fuente: Sputnik