El precandidato presidencial ultraderechista Jair Bolsonaro, segundo en las encuestas de intención de voto para las elecciones de octubre, propuso crear campos de refugiados para los venezolanos que arriban al norte de Brasil.

"Ahora los más pobres (de Venezuela) están viniendo a Brasil. Ya tenemos demasiados problemas aquí", manifestó el actual diputado ultraderechista brasileño.

"Si vamos a incorporar a aquel ejército a (el programa de ayuda social) Bolsa Familia, ¿quién va pagar eso? ¿Vamos a aumentar impuestos?", inquirió Bolsonaro en una entrevista con el diario Estado de Sao Paulo.

Según cifras difundidas por el gobierno brasileño, unos 40.000 venezolanos se instalaron en los últimos meses en Boa Vista, la capital del norteño estado de Roraima, huyendo de la crisis económica en su país, razón por la cual Brasil decretó la "emergencia social" en la región.

"Primero, a través del Parlamento, hay que revocar la ley de inmigración", señaló Bolsonaro en referencia a los decretos del Estado para afrontar la llegada de inmigrantes, que viven en parte en condiciones muy precarias en Roraima, consignó la agencia de noticias DPA.

"Y otra, hay que hacer campos de refugiados", agregó el ex militar de 62 años y defensor de la última dictadura (1964-1985).

Si bien algunos analistas comparan a Bolsonaro con el presidente estadounidense Donald Trump, su discurso forma parte de la clase política tradicional y de los partidos llamados "de alquiler", que son claves para los gobiernos para formar mayorías y poder ejecutar sus políticas.

El político brasileño, que ya anunció que será candidato en las elecciones del 7 de octubre, se lleva en las encuestas el 16% de los apoyos, detrás del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva (36%), del izquierdista Partido de los Trabajadores.