El ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Carlos França, aseguró que su par de España, Arancha González, con quien se reunió en Brasilia, le prometió que el Gobierno español trabajará para que el acuerdo comercial entre el Mercosur y la Unión Europea (UE) sea ratificado lo antes posible.

"Escuché una disposición de la ministra Arancha González en ayudar a Brasil en la firma lo más rápido posible de este acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea", aseguró el canciller brasileño a la prensa tras el encuentro.

El acuerdo entre ambos bloques fue alcanzado hace casi dos años después de casi dos décadas de negociaciones, pero se enfrenta a varias dificultades para entrar en vigor, según publicó el sitio web Sputnik.

Son varios los países europeos que no confían en el compromiso ambiental del Gobierno brasileño, que no pone freno a la deforestación creciente en la Amazonía, y creen que ratificar el acuerdo en las actuales circunstancias daría alas a la destrucción del medio ambiente.

Fórmulas

El canciller brasileño no hizo mención a las críticas por los índices de deforestación y aseguró que el acuerdo tiene disposiciones modernas que darán más dinamismo, transparencia, previsibilidad y seguridad jurídica al ambiente de negocios entre los dos bloques.

"Es una oportunidad de demostrar la importancia del libre comercio en lugar de especulaciones con objetivos proteccionistas", dijo, en alusión a las reticencias de varios Gobiernos europeos en ratificar el acuerdo.

La ministra española, por su parte, señaló se están buscando fórmulas para "perfeccionar" el texto, incluyendo compromisos con el Acuerdo de París y en materia de deforestación, pero remarcó el apoyo de España a pesar de todo.

"España y la UE creemos que los acuerdos comerciales pueden ayudarnos a promocionar y proteger la sostenibilidad", dijo.

La responsable de la diplomacia española aseguró que el país está listo para invertir en Brasil con todas las oportunidades de negocio que se están abriendo gracias a las privatizaciones en materia de infraestructuras, energía, agua o ferrocarril.

Recordó que España es uno de los principales inversores en Brasil (80.000 millones de dólares anuales) y que las empresas españolas generan 200.000 puestos de trabajo directos en el país latinoamericano.

A la OCDE

En este sentido, González anunció que en la segunda mitad del año se celebrará un foro empresarial Brasil-España para concretar las posibles inversiones que se abren con las nuevas oportunidades.

También destacó que España apoya la entrada de Brasil en la OCDE y que pretende reforzar la cooperación internacional en el marco de la lucha contra la pandemia, incluyendo a Brasil en los países latinoamericanos que recibirán una donación de 7,5 millones de vacunas contra el COVID-19 de parte del Gobierno del país europeo.

El comisario europeo de Comercio, Valdis Dombrovskis, dijo la semana pasada: "La Unión Europea dejó claro que necesitaremos un compromiso significativo de Mercosur en estos asuntos para proceder con la ratificación".