La Comisión Europea (CE) anunció la apertura de una investigación formal a Facebook por "posible conducta anticompetitiva", para averiguar si la empresa "violó las reglas de competencia de la UE al utilizar los datos que recopila", en particular de anunciantes, para competir con ellos en mercados en los que Facebook está activo, como los anuncios clasificados.

La investigación formal también evaluará, según explica Bruselas, si el gigante digital "vincula su servicio de anuncios clasificados en línea,  Facebook Marketplace, con su red social, en violación de las reglas de competencia de la UE", según informó el medio español El Mundo.

"Casi 3.000 millones de personas usan Facebook cada mes y casi siete millones de empresas se anuncian en ella. Facebook recopila grandes cantidades de datos sobre las actividades de los usuarios de su red social y más allá, lo que le permite dirigirse a grupos de clientes específicos. Analizaremos en detalle si estos datos le dan a Facebook una ventaja competitiva indebida, en particular en el sector de anuncios clasificados en línea, donde la gente compra y vende productos todos los días y donde Facebook también compite con las empresas de las que recopila datos. En la economía digital actual, los datos no deben utilizarse de forma que distorsionen la competencia", explicó la vicepresidenta ejecutiva, Margrethe Vestager, responsable de Competencia.

El mecanismo

Al anunciar sus servicios en Facebook, las empresas que compiten directamente con la firma de Mark Zuckerberg aportan datos comercialmente valiosos. La Comisión cree que Facebook podría utilizar esa información para imponerse en el mercado. Tras una investigación preliminar, a la Comisión le preocupa que Facebook "pueda distorsionar la competencia de los servicios de anuncios clasificados en línea", puntualiza el medio español.

En particular, " Facebook podría hacer uso de los datos obtenidos de proveedores competidores en el contexto de su publicidad en la red social de Facebook, para ayudar a Facebook Marketplace a superarlos. Facebook podría, por ejemplo, recibir información precisa sobre las preferencias de los usuarios a partir de las actividades publicitarias de sus competidores y utilizar esos datos para adaptar Facebook Marketplace", dice el comunicado de la autoridad regulatoria.

Se trata de un caso muy parecido a los que ya se abrieron contra otras grandes multinacionales, como  Google o Amazon, que son al mismo tiempo plataformas para intercambios y agentes activos en el mercado, lo que despertó las mismas suspicacias en las autoridades europeas.

Si bien el proceso no tiene un plazo determinado, Vestager aseguró que le dará prioridad al tema, recordando que la apertura de una investigación no prejuzga ningún resultado. En paralelo, la autoridad regulatoria británica lanzó su propia investigación sobre cómo la red social y gigante publicitario utiliza los datos. Y la Comisión espera "trabajar de forma estrecha" con sus colegas británicos.