El viceprimer ministro chino, Liu He, participará entre mañana y el viernes en una nueva ronda de negociaciones comerciales con Estados Unidos en Washington pese a las fricciones de los últimos días por la decisión del Gobierno de Donald Trump de avanzar en mayores posiciones arancelarias. Así lo anunció el Ministerio de Comercio del país asiático, en concordancia con lo que había señalado el vocero de la Cancillería, acerca de que continuaría el diálogo.

El inesperado anuncio del domingo del presidente estadounidense de que aplicaría nuevos aranceles a las importaciones de productos chinos había generado especulaciones e incertidumbre sobre la participación china en las nuevas conversaciones en Washington.

Fuentes gubernamentales chinas habían dejado entrever que estaban estudiando su asistencia, aunque el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino Geng Shuang afirmó que la delegación del gigante asiático acudiría, pero sin especificar fecha.

Así, el Ministerio de Comercio de China confirmó que Liu viajará finalmente a Washington mañana y que permanecerá hasta el viernes para participar en la undécima ronda de tratos comerciales junto con el representante de Comercio Exterior de Estados Unidos, Robert Lighthizer, y el secretario del Tesoro de ese país, Steven Mnuchin, citó la agencia de noticias EFE.

EL lunes, China respondió con tibieza al aumento de aranceles anunciado por Trump y, en lugar de contraatacar como en otras ocasiones, se limitó a confirmar que una delegación viajaría a Estados Unidos para continuar con las negociaciones.

Preguntado por los periodistas en la rueda de prensa diaria, Geng respondió que la delegación china seguía "preparando el viaje".

Horas antes de las declaraciones de Geng, el diario independiente South China Morning Post y algunos otros medios económicos habían indicado, en base a fuentes oficiales, que China estaba estudiando retrasar o cancelar las negociaciones comerciales en las que iba a participar una delegación del país esta semana en Washington.

Geng se limitó a señalar que espera que ambos países sigan trabajando juntos para un acuerdo "en beneficio mutuo", y "también en interés de Estados Unidos y de la comunidad internacional".

Trump aseguró a través de la red social Twitter que las negociaciones para llegar a un acuerdo continuaban avanzando, pero que lo hacían "demasiado lento".

El mandatario advirtió a fines del año pasado que si no alcanzaba un acuerdo con China antes del 1 de marzo elevaría del 10% actual al 25% los aranceles que aplica a las importaciones por valor de 200.000 millones de dólares.

Sin embargo, finalmente optó por prorrogar este plazo para dar margen a las negociaciones que mantienen ambos países desde que el pasado 1 de diciembre, en el marco de la cumbre del G-20 en Buenos Aires, Trump y el presidente chino, Xi Jinping, acordaran una tregua para tratar de solucionar la guerra arancelaria que comenzó hace ya un año.

Ver más productos

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Ver más productos