El periódico Financial Times cuestionó la política comercial del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y consideró que "las sanciones deben usarse con precaución e inteligencia" mientras que el mandatario "las impone cuando quiere lograr resultados rápidos o aumentar su influencia".

"De seguir así, muchos países pueden alejarse del sistema financiero dominado por EE.UU.", asegura el artículo.

Las sanciones pueden jugar un papel importante en la diplomacia moderna ya que proporcionan un medio de presión sin usar las armas.

"Sin embargo, para garantizar su efectividad, las sanciones deben ser empleadas de forma inteligente, con metas claras y en estrecha coordinación con los aliados", destacó la publicación.

La falta de cuidado a la hora de imponer sanciones amenaza con desestabilizar los mercados, lo cual tendría consecuencias impredecibles para la economía global en general. Los "castigos" de Estados Unidos pueden llevar a aliados y enemigos por igual a los brazos de potencias rivales que buscan desafiar el dominio de Estados Unidos, como Rusia y China.

Las sanciones corren el riesgo de provocar que otros países se alejen del dólar y de las redes financieras dominadas por Washington. Así, Moscú ya lanzó un sistema de pago con tarjeta que rivalizará con Visa y Mastercard ùel Mirù y desarrolló su propio sistema de transferencias financieras fuera del Swift, la red interbancaria mundial.

"Eso hace que sea aún más vital para Washington usar las sanciones de forma inteligente. De lo contrario, en lugar de reforzar su poder no hará más que acelerar el declive del orden político global y del sistema de comercio liderado por EE.UU.", concluyó la publicación.