El gobierno de Estados Unidos anunció que destinará hasta 12.000 millones de dólares en ayuda a agricultores afectados por aranceles adoptados por otros países. El secretario de Agricultura, Sonny Perdue dijo que los agricultores recibirán pagos en forma directa o venderán sus excedentes de producción al gobierno. La iniciativa se destina a productores de soja, sorgo, productos lácteos, frutas, arroz y nueces, apuntó el funcionario.

El Departamento de Agricultura informó de la asistencia directa y otra ayuda "a corto plazo" a granjeros, justo cuando Trump hablaba en la convención nacional de Veteranos de Guerras Extranjeras en Kansas City, en el centro de las regiones agrarias del país.

Perdue declaró que el plan busca compensar por "mercados desestabilizados" a raíz de las represalias aplicadas por los demás países ante los aranceles que Trump ha aplicado a las importaciones.

Fuentes de esa dependencia aseguraron que el plan no requiere de aprobación del Congreso sino que consistirá en pagos directos a los agricultores, la adquisición de alimentos y medidas de promoción.