L a coalición independentista catalana Junts Pel Sí volvería a ganar las elecciones regionales autonómicas y quedaría un Parlamento muy similar el disuelto la semana pasada por el gobierno central español, según una encuesta publicada hoy por el Centro de Estudios de Opinión catalán (CEO).

La encuesta, realizada en medio de una creciente tensión en España, también reveló que el apoyo a la independencia de Cataluña aumentó 7 puntos con respecto a un estudio similar realizado en junio: hoy, un 48,7 % de los catalanes quiere la independencia frente a un 43,6 % que la rechaza.

El sondeo se conoce a menos de dos meses de los comicios convocados por el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, luego de aplicar, el viernes pasado, el artículo 155 de la constitución nacional para poner un freno a los planes independentistas del gobierno de Carles Puigdemont en Cataluña.

Junts pel Sí, coalición formada por el Partido Demócrata Europeo Catalán (PDeCAT), de Puigdemont, y por el izquierdista Esquerra Republicana (ERC), sería la primera fuerza con entre 60 y 63 diputados de los 135 de la Cámara catalana, frente a los 62 que tenía hasta ahora.

Aunque no obtendría mayoría absoluta ni tampoco ganaría en porcentaje de voto, podría gobernar de nuevo gracias al apoyo de la Candidatura de Unidad Popular (CUP), formación antisistema y separatista que lograría entre ocho y nueve escaños, uno menos que los que tenía hasta ahora.

Junts pel Sí y la CUP sumarían un 45,9 % del sufragio, mientras que los partidos contrarios a la independencia tendrían el 50,9 %.

En segundo lugar quedaría de nuevo el partido liberal Ciudadanos, con entre 25 y 26 diputados, seguido por el Partido Socialista, que subiría a entre 17 y 19, frente a los 16 que tenía.

Catalunya Sí Que Es Pot, coalición de izquierdas que integra al partido Podemos, tendría entre 12 y 14, mientras que el Partido Popular (PP) de Mariano Rajoy lograría en Cataluña entre 10 y 11 diputados, similar a los 11 que tenía en la pasada legislatura.

La encuesta, realizada sobre una muestra de 1.500 personas entre el 16 y el 29 de octubre, hace referencia a las mismas coaliciones que se presentaron en los comicios catalanes de 2015, aunque se desconoce si se repetirán las mismas alianzas.

Las elecciones, para las que la encuesta estima una participación del 75 %, se realizarán el 21 de diciembre en una situación inédita tras la disolución del Parlamento y la destitución del Govern catalán en bloque.

  • Puigdemont y su gabinete, a declarar

La Justicia española lanzó un embate contra los principales líderes independentistas catalanes, al citar al ex presidente Carles Puigdemont y todo su gabinete a declarar esta semana por rebelión y sedición y al admitir una querella por esos delitos contra las autoridades del Parlamento regional.

Además de las decisiones del Tribunal Supremo (TS) y de la Audiencia Nacional (AN), el Tribunal Constitucional español suspendió provisionalmente las resoluciones aprobadas por el Parlamento catalán para crear una “república” independiente al admitir un recurso del gobierno español.

Las medidas estrechan el cerco en torno a Puigdemont y las autoridades secesionistas luego de que el Parlamento catalán declarara la independencia tras varias idas y vueltas y del triunfo del “Sí” en un referéndum declarado ilegal.

Puigdemont viajó a Bélgica, desde donde rechazó la intervención de Cataluña pero dijo que respetará los resultados de las elecciones.