Luego de las masivas movilizaciones en distintas ciudades de España exigiendo justicia por Samuel Luiz Muñiz, el joven homosexual de 24 años asesinado a golpes el sábado fuera de una discoteca, la Policía Nacional detuvo a tres sospechosos de ser los responsables de su muerte y no descarta “más detenciones en las próximas horas". 

"Fueron detenidos tres jóvenes de entre 20 y 25 años, vecinos de La Coruña, como presuntos autores de la agresión violenta que acabó con la vida de Samuel Luiz", informó el organismo de seguridad a través de su cuenta de Twitter. Además, 13 personas prestaron declaraciones en las últimas horas, según el diario español El País

El crimen ocurrió durante la madrugada del sábado, cuando Samuel se encontraba fuera de una discoteca en la ciudad de La Coruña y fue brutalmente agredido por aproximadamente siete personas. Aún no se sabe la causa que originó la golpiza, pero testigos aseguran que los atacantes gritaban frases homofóbicas mientras lo golpeaban y pateaban en el suelo hasta dejarlo inconsciente. Una “jauría humana” pateó a Samuel Luiz a lo largo de más de 150 metros, afirmó el diario español.

A pesar de los intentos de los agentes de salud por reanimarlo, el joven murió durante la mañana del sábado en el hospital. La Policía cuenta con material grabado por las cámaras de seguridad y celulares de testigos para determinar lo ocurrido, muchos de los cuales se viralizaron durante el fin de semana.

Masivas manifestaciones en España

El hecho generó una gran conmoción en el país ibérico no sólo por la crueldad del asesinato, sino también por tratarse de un presunto ataque homofóbico, por lo que distintas agrupaciones LGTBIQ+ movilizaron a miles de personas durante el lunes en La Caruña y en las principales ciudades de España.

La Puerta del Sol, una de las plazas más simbólicas de Madrid, fue uno de los grandes epicentros de convocatoria. Banderas de arcoíris pintaron el parque de colores acompañados de carteles con frases como “homofobia y fascismo son lo mismo”, “cualquiera de nosotros podría ser Samuel”, y “maricón no debería ser lo último que escuchas antes de morir”.

Miles de usuarios en todo el mundo acompañaron las marchas a través de la consigna #JusticiaParaSamuel en las redes sociales. También se sumaron personalidades como el cantante español Alejandro Sanz, quien lamentó el hecho y apuntó contra el problema de los medios de comunicación que quieren “sacar la homofobia de la ecuación”.

La carta del padre de Samuel

Maxsoud Luiz concurrió el día lunes a la avenida Buenos Aires, lugar donde su hijo fue asesinado, para pegar en el suelo la carta que con profundo dolor escribió. “Hola, soy el padre de Samuel, quiero primeramente agradecer el excelente trabajo de los equipos del 061 por todo el esfuerzo realizado en cuanto al pronto atendimiento de nuestro hijo”, comenzó el texto.

“Nos quitaron la única luz que iluminaba nuestra vida. Sabemos que vamos a tener un camino muy largo por recorrer. Estaremos apoyados en nuestra familia, amigos y compañeros que nos ayudarán a salir de este camino oscuro. Agradecemos todas vuestras oraciones y muestras de cariño. Agradecer a nuestra maravillosa ciudad, La Coruña. Gracias de corazón. Que Dios pueda recompensar todo el cariño que nos estáis brindando. Un abrazo muy fuerte a todos y deseamos que nunca más llegue a ocurrir otro día tan negro como el que estamos viviendo. No a la violencia”, completó.

Previo a las concentraciones, Maxsoud, solicitó a quienes marcharan que traigan “un paquete de arroz, azúcar o lo que sea y lo deje en una caja” para donar a la Cruz Roja, donde el joven trabajaba como personal sanitario. “Samuel quedaría contento con eso”, aseguró.