El Gobierno estadounidense acusó formalmente a dos personas por infectar cajeros automáticos con un software malicioso para hacerlos expulsar sus billetes como si fueran máquinas tragamonedas de un casino.

Según una declaración publicada en el sitio oficial del Departamento de Justicia norteamericano, ambos hombres están acusados de fraude bancario por vulnerar el sistema de cajeros ATM en lo que se dio a conocer como esquema “Jackpot”.

Alex Fajín-Díaz y Argenys Rodriguez fueron aprendidos el pasado 27 de enero y comparecieron ayer ante la jueza Donna Martinez en la localidad de Hartford, donde se encuentran detenidos. 

La cartera de Justicia sostiene que en el “jackpotting” los acusados usaban “un malware diseñado para causar que los cajeros de ATM eyectaran todos los billetes almacenados en la máquina”. 

El documento afirma que la investigación realizada por las fuerzas de locales, estatales y federales se enfocó en un ataque en la localidad de Cromwell, dónde se encontró a los acusados cerca del cajero que estaba en proceso de expulsar dinero. 

"Una búsqueda en el automóvil de los acusados permitió requisar una chapa patente de otro vehículo, junto con equipos electrónicos compatibles con los que se necesitan para el ataque y más de 9.000 dólares en billetes de 20”, explica el documento. 

Los cargos por fraude bancario tienen, en la legislación estadounidense, penas que alcanzan los 30 años de cárcel.