El FBI y una fiscalía federal de Estados Unidos condenaron el lunes los atentados de la semana pasada contra estadounidenses de origen asiático e isleños del Pacífico en tres spas en Atlanta (sureste).

"La Oficina del Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito Este de Virginia (sureste) y el FBI condenan todos los actos de violencia, racismo, xenofobia e intolerancia contra los estadounidenses de origen asiático y los isleños del Pacífico en todo el país y en nuestras comunidades", señalaron en un comunicado conjunto.

El 16 de marzo, un hombre armado mató a tiros a ocho personas, la mayoría de ellos asiáticos, en salones de masajes del área metropolitana de Atlanta, Georgia.

El director del FBI (siglas en inglés de Buró Federal de Investigaciones), Chris Wray, dijo después del atentado que no parecía que el crimen tuviera motivaciones raciales.

Fuente: Sputnik