El papa Francisco pidió hoy “no naturalizar la violencia machista hacia las mujeres” y criticó que se sostenga una cultura “que no asume el rol protagónico de la mujer dentro de nuestras comunidades”, al dirigirse a pobladores de Puerto Maldonado, a donde llegó hoy para una visita a la ciudad enclavada en la selva peruana.

Además, dijo que “la Amazonía, además de ser una reserva de la biodiversidad, es también una reserva cultural que debe preservarse ante los nuevos colonialismos”, en su primer discurso en suelo peruano frente a unos 4.000 representantes de pueblos originarios del pulmón del continente.