El gobierno chileno lamentó el ataque que sufrió la embajada de Argentina en Santiago la noche del lunes tras una marcha en la capital chilena para pedir justicia a raíz de la muerte del activista argentino Santiago Maldonado

Cientos de personas se congregaron en los alrededores de la embajada de Argentina en Santiago, en su mayoría vestidos de negro y portando capucha para exigir justicia para Maldonado, hallado muerto en el sur de Argentina después de más de dos meses de desaparecido. 

Al finalizar la marcha, en puñado de manifestantes atacó con piedras la delegación diplomática, provocando algunos destrozos en la fachada y en vehículos estacionados en su interior. 

"Quiero expresar la solidaridad y la pena que siente el gobierno de Chile por este ataque de vándalos en contra de la embajada de Argentina en Chile”, lamentó este martes el canciller chileno, Heraldo Muñoz, tras reunirse con el embajador de Argentina en Chile, José Octavio Bordón. 

"Las embajadas son inviolables y ni siquiera en dictadura yo recuerdo una situación como ésta, donde un grupo de individuos haya vandalizado, arrojado pintura, dañado vehículos”, describió el diplomático chileno. 

Por su parte, el embajador argentino en Chile aseguró que se trató de un acto ocasionado por “minorías violentas”. 

"Esta minoría no expresa al pueblo chileno, no expresa al pueblo argentino y creo que tampoco a las culturas de nuestros países. No vamos a dejarnos ganar por la violencia”, acotó el diplomático. 
El embajador informó que una habitación de la residencia resultó afectada por el lanzamiento de piedras. 
En Buenos Aires, la Cancillería argentina condenó el incidente y rechazó que se utilice “este tipo de manifestaciones como forma de expresión pública y de promoción de ideas políticas”. 
Imágenes de televisión mostraron que el grupo levantó también una barricada incendiaria en la calle ubicada en el frontis de la embajada y atacó un autobús del transporte público chileno. 
La Policía informó que detuvo a dos manifestantes, mientras que el gobierno dijo que redoblará la seguridad en la delegación diplomática.