El presidente interino de Venezuela designado por el Parlamento, Juan Guaidó, afirmó que la Asamblea Nacional "probablemente" estudiaría la opción de una intervención militar de Estados Unidos en su país y que, "en caso de ser necesaria", incluso la aprobaría.

"Querido amigo, embajador John Bolton, gracias por toda la ayuda que ha prestado a esta justa causa. Gracias por la opción, la evaluaremos y probablemente la Asamblea la tenga en cuenta para resolver esta crisis. En caso de ser necesaria, tal vez la aprobemos", respondió el líder opositor al ser preguntado en una entrevista al diario The Washington Post si aceptaría una intervención militar estadounidense en Venezuela.

El presidente de la Asamblea Nacional, bajo control de la oposición, afirmó que esta sería su respuesta si Bolton, asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca y una de las voces más duras con el gobierno de Nicolás Maduro, pusiera a su disposición tropas estadounidenses, informó la agencia de noticias EFE.

A pesar de que Estados Unidos es partidario de dar espacio a una posible transición pacífica, el jefe en funciones del Pentágono, Patrick Shanahan, aseguró el pasado viernes, tras reunirse con Bolton, que "todas las opciones están sobre la mesa".

Le agradeció a Bolton la opción de enviar fuerzas y dijo que “tal vez la evaluemos”

En el transcurso de la entrevista Guaidó, dijo: "Es una gran noticia para Venezuela porque nosotros estamos evaluando todas las opciones. Es bueno saber que aliados importantes, como Estados Unidos, están analizando también todas las opciones. Eso nos da la posibilidad de saber que, si necesitamos cooperación, la podemos tener". El político encabezó el martes un alzamiento en Caracas que, no obstante, fue perdiendo fuerza con el paso de los días.

"Tal vez porque aún necesitemos a más soldados y a más funcionarios del régimen que deseen apoyarlo (el alzamiento), que respalden la Constitución. Creo que las variables son obvias llegados a este punto", concluyó.

En tanto, el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, acusó a Irán de prestar apoyo "sobre el terreno" al gobierno del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. "Queremos que el pueblo venezolano no sufra la injerencia de ningún país, ya sea Rusia o China; ahora tenemos iraníes sobre el terreno en Venezuela. Estados Unidos quiere a todos los países fuera y permitir que el pueblo venezolano restaure su propia democracia", dijo Pompeo en una entrevista concedida este domingo a la cadena Fox News.

No obstante, el jefe de la diplomacia estadounidense también señaló al Kremlin al afirmar que "los rusos tienen que irse" de ese país, tal y como, según sus propias palabras, ya expresó el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en un tuit publicado "hace algunas semanas".

Sin embargo, el propio Trump sembró la polémica sobre este punto el viernes al contradecir los informes de los servicios de inteligencia estadounidenses después de hablar por teléfono durante casi una hora con Vladimir Putin.