Las solicitudes de seguro de desempleo de EE.UU. aumentaron inesperadamente por segunda semana consecutiva al nivel más alto en dos meses, lo que sugiere que el reciente aumento en los casos de covid-19 podría estar provocando despidos.

Los pedidos totalizaron 230.000 en la semana que terminó el 8 de enero, 23.000 más que el período anterior, según mostraron datos del Departamento de Trabajo. La estimación en una encuesta entre economistas de Bloomberg promedió 200.000 solicitudes.

Las solicitudes continuas de beneficios estatales se redujeron a 1,6 millones en la semana que finalizó el 1 de enero.

Cifras

Según los últimos datos disponibles, en la semana del 19 al 25 de diciembre había en total en el país unas 1,9 millones de personas recibiendo seguros de desempleo, 226.264 más que la semana anterior, pero diez veces menos que los 19 millones de 2021 por la misma época.

En diciembre, la tasa de desempleo cayó a 3,9%, muy poco por encima del nivel anterior a la pandemia (3,5%).

California, Nueva York y Texas son los Estados que registraron las mayores alzas en el número de solicitudes.

De acuerdo con las cifras de diciembre la tasa de desempleo estadounidense se ubicó en 3,9% con 6,3 millones de desempleados, tres décimas menos que en el mes anterior e incorporando 199.000 nuevos puestos de trabajo.

Pese a que el último dato se ubicó por debajo de lo previsto por los analistas, 2021 cerró con una creación récord de 6,45 millones de empleos, algo no visto desde 1940.

Dificultades


Antes de la crisis sanitaria y económica iniciada en marzo de 2020, el índice de desempleo marcaba un 3,5% con 5,7 millones de desempleados.

Para los especialistas de Bloomberg, el aumento de las solicitudes de desempleo sugiere que las empresas están despidiendo empleados como resultado del aumento más reciente de infecciones por coronavirus. En base a esta hipótesis, el repunte debería ser de corta duración a medida que la última ola de covid-19 disminuye y los empleadores continúan presionando para retener al personal en medio de una persistente escasez de mano de obra.

El salto también puede reflejar las dificultades para ajustarse a los efectos estacionales durante las vacaciones, lo que ha hecho que las cifras de reclamos en las últimas semanas sean difíciles de interpretar.

noticias relacionadas