Un juez peruano resolvió ayer solicitar a las autoridades de Estados Unidos la extradición de ex presidente de Perú Alejandro Toledo por recibir presuntamente sobornos de la constructora brasileña Odebrecht por una suma de 20 millones de dólares.

El titular del Primer Juzgado de Investigación Preparatoria de la Sala Penal Nacional de Perú, Richard Concepción ya emitió hace un año una orden internacional de captura contra Toledo, que de momento continúa residiendo en California, Estados Unidos sin que su detención se efectúe.

A Toledo -de 71 años, que gobernó Perú entre 2001 y 2006 y llegó al poder con la lucha anticorrupción como principal compromiso- se le imputan los presuntos delitos de tráfico de influencias, colusión y lavado de activos en agravio del Estado, sin que ninguno de ellos haya prescrito todavía, según recordó el juez en su resolución.

El magistrado deberá remitir el expediente de Toledo a la Corte Suprema de Perú para que apruebe la solicitud y esta se tramite con las autoridades estadounidenses por intermedio del Ministerio de Relaciones Exteriores.