La Organización Mundial de la Salud (OMS) subrayó que las medidas de confinamiento obligatrio para mitigar la propagación del coronavirus están causando un fuerte impacto psicológico en las sociedades, que debe ser atendido con medidas "imaginativas".

El jefe de la OMS para Europa, Hans Kluge, explicó que los trabajadores de la salud son los más afectados. Proponen cambiar turnos en las posiciones de mayor estrés, incrementar la comunicación entre los equipos de trabajo, contar con personal psicosocial en los hospitales y asegurarse que los trabajadores en primera línea tengan amplia experiencia.