La Unión Europea (UE) considera la posibilidad de prohibir la importación de carne de vacuno de Brasil, como medida de represalia para que el gobierno de Jair Bolsonaro adopte medidas más significativas en la lucha contra los incendios forestales en la Amazonía.

Finlandia, que ostenta la presidencia de turno de la Unión Europea, anunció que incluirá esta propuesta en la agenda en la reunión de los ministros de Finanzas prevista para el 13 de septiembre si "no hay progresos" en el combate contra el fuego en la región, según destacó Euronews.

El ministro finlandés, Mika Lintila, emitió un comunicado en el que condena la "destrucción masiva" de la selva amazónica y en el que insta a las instituciones comunitarias a estudiar con "urgencia" la posibilidad de frenar las importaciones de carne.

Durante la cumbre del Grupo de los Siete (G7), Francia e Irlanda amenazaron por su parte con bloquear la ratificación del Acuerdo de Libre Comercio con el Mercosur si no se protege a la Amazonia del fuego.

Según el Instituto de Investigación Espacial de Brasil (INPE), más de 80 mil incendios forestales se han producido en el país este año, lo que representa un aumento de 79% respecto al año anterior.

Los incendios de la Amazonía no se han limitado a Brasil, también afectan las regiones amazónicas de Bolivia, Paraguay y Perú.

Los incendios naturales en la Amazonía son poco comunes, y la mayoría de estos comenzaron por granjeros que preparaban tierra de labranza cercana a la Amazonía para los cultivos.

La zona afectada por los incendios no era parte de los árboles más antiguos de la selva tropical, sino tierra donde ya se habían cortado los árboles y que ya había sido preparada para el uso agrícola.

La Amazonía a menudo es llamada el Pulmón del Mundo, debido a que su vasta selva libera oxígeno y almacena dióxido de carbono, un gas que atrapa el calor y que es una de las principales causas del calentamiento global.

Según expertos, de perderse demasiada selva tropical el área se convertirá en una sabana, que no almacena tanto carbono y significaría una reducción en la "capacidad pulmonar" del planeta.

En tanto, el ministro de Medio Ambiente de Brasil, Ricardo Salles, fue hospitalizado ayer por causa de un «malestar", en medio de la crisis que enfrenta su despacho a causa de los incendios forestales desatados en la región amazónica.

Salles, de 44 años, fue ingresado en el Hospital de las Fuerzas Armadas de Brasilia, que en un primer boletín informó que el ministro presentaba un «cuadro de malestar" y que sería sometido a una serie de análisis «de rutina", y que definió su estado como «estable", sin más precisiones.

El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, fue consultados sobre el estado del ministro en una rueda de prensa que ofreció junto al mandatario chileno, Sebastián Piñera, quien se desplazó a Brasilia para examinar la situación generada por los incendios en la región amazónica.

Ver más productos

Miles de personas llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos de Capital y Gran Buenos Aires.

17 de octubre: una lealtad eterna

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

La Amazonia y la destrucción del mundo

La Amazonia y la destrucción del mundo

Ver más productos