Países de todo el mundo están perdiendo un total de más de USD427 mil millones en impuestos cada año, debido a la elusión de impuestos corporativos internacionales y a la evasión de impuestos privados, el equivalente a casi 34 millones de salarios anuales de enfermeras cada año, o el salario anual de una enfermera por segundo, según indica un estudio de la ONG Tax Justice Network.

El estudio es el primero en cuantificar el monto de recursos públicos que pierde cada país debido a lo que la ONG califica como "abuso fiscal" mundial, a la vez que identifica a los países con mayor responsabilidad en esas pérdidas del fisco a nivel global.

El lanzamiento del informe "El Estado de la Justicia Fiscal 2020: La justicia fiscal en tiempos de la Covid-19", constó de diversas presentaciones en todo el mundo, en los que economistas, sindicatos y activistas llamaron a los gobiernos a sancionar de inmediato medidas fiscales para reprimir el abuso tributario y revertir las desigualdades y las dificultades exacerbadas por el escamoteo de recursos.

El primer informe anual de Tax Justice Network sobre el abuso fiscal global fue publicado junto con la federación sindical global Public Services International y la Alianza Global para la Justicia Fiscal, y es el primer estudio que mide a fondo cuánto pierde cada país tanto por el abuso de impuestos corporativos como por la evasión fiscal privada.

Los datos analizados fueron provistos por las corporaciones multinacionales a las autoridades fiscales y publicados recientemente por la OCDE, lo que permitió a los autores del trabajo medir directamente las pérdidas fiscales derivadas del abuso fiscal de sociedades.

Los datos, compilados en informes país por país, son una medida de transparencia propuesta por primera vez por la Red de Justicia Fiscal en 2003. Después de casi dos décadas de campañas, la OCDE puso los datos a disposición del público en julio de 2020, aunque solo después de que la información de las corporaciones multinacionales fueran agregados y convertidos en anónimos.

De los USD427 mil millones en impuestos que se pierden cada año en los paraísos fiscales a nivel mundial, USD245 mil millones se pierden directamente por abuso de impuestos corporativos realizados por corporaciones multinacionales y USD182 mil millones por evasión fiscal privada.

Las corporaciones multinacionales pagaron miles de millones menos de lo que deberían haber pagado, al trasladar USD1,38 billones de ganancias de los países donde se generaron a paraísos fiscales, donde las tasas de impuestos corporativos son extremadamente bajas o inexistentes. Mientras que los evasores de impuestos privados también pagaron menos de lo que les correspondía al desviar un total de más de USD10 billones en activos financieros en el extranjero.

Si bien los países de ingresos más altos pierden más impuestos debido al abuso fiscal global, el Estado de la justicia fiscal 2020 muestra que las pérdidas fiscales tienen consecuencias mucho mayores en los países de ingresos más bajos.

Los países de ingresos más altos pierden en total más de USD382 mil millones cada año, mientras que los países de bajos ingresos pierden USD45 mil millones.

Sin embargo, las pérdidas fiscales de los países de ingresos más bajos equivalen a casi el 52% de sus presupuestos combinados de salud pública, mientras que las pérdidas fiscales de los países de ingresos más altos equivalen al 8% de esos recursos.

Del mismo modo, los países de ingresos más bajos pierden el equivalente al 5,8% de los ingresos fiscales totales que suelen recaudar al año debido al abuso fiscal mundial, mientras que los países de ingresos más altos pierden en promedio el 2,5 por ciento.

El mismo patrón de desigualdad global también es fuertemente visible cuando se comparan los hemisferios norte y sur. América del Norte y Europa pierden más de USD95 mil millones en impuestos y más de USD184 mil millones respectivamente, mientras que América Latina y África pierden más de USD43 mil millones y más de USD27 mil millones respectivamente.

Sin embargo, las pérdidas fiscales de América del Norte y Europa equivalen al 5,7% y el 12,6% de los presupuestos de salud pública de las regiones, en tanto en América Latina y África equivalen al 20,4% y 52,5% de la salud pública.

Al evaluar qué países son los más responsables del abuso fiscal global, el Estado de la justicia fiscal 2020 proporciona la evidencia más sólida hasta la fecha de que los mayores facilitadores del abuso fiscal global son los países ricos en el corazón de la economía global y sus dependencias, no los países que aparecen en la lista negra de paraísos fiscales altamente politizados de la UE o en las pequeñas islas bordeadas de palmeras de la creencia popular.

Los países de ingresos más altos son responsables del 98% de las pérdidas fiscales globales, lo que les cuesta a los países de todo el mundo más de USD419.000 millones en impuestos perdidos cada año, mientras que los países de ingresos más bajos son responsables de solo el 2%, equivalente a USD8.000 millones cada año.

Las cinco jurisdicciones más responsables de las pérdidas fiscales de los países son el Territorio Británico de Caimán (responsable del 16,5% de las pérdidas fiscales globales, equivalente a más de USD70 mil millones), el Reino Unido (10%; más de USD42 mil millones), los Países Bajos (8,5%; más de USD36 mil millones), Luxemburgo (6,5%; más de USD27 mil millones) y Estados Unidos (5,53%; más de USD23 mil millones).

En lo referente a América Latina, los datos del estudio indican que Brasil, Colombia y México son los países que registran mayores pérdidas económicas por la evasión fiscal de las grandes empresas trasnacionales.

Brasil encabeza la lista al registrar pérdidas anuales de USD14.630 millones; le siguen Colombia, con USD11.639 millones; y México con otros USD8.250 millones.

Mientras que en el cuarto lugar aparece Argentina con una perdida total de USD2.341 millones; seguida de Perú (USD1.081 millones); Venezuela (USD383,8 millones); Chile (USD414,5 millones) y Bolivia (USD103,2 millones).

Más notas de

Hector Medina

Acceso al crédito, impulso al consumo y proyecto de país, la agenda pyme post electoral

Acceso al crédito, impulso al consumo y proyecto de país, la agenda pyme post electoral

Escasez de chips, y fletes y alimentos más caros impulsan una suba de precios global

¿Y a qué se debe el incremento de precios?

La inclusión digital, una de las claves para la postpandemia en la región

La creciente expansión de la tecnología 4G y las inminentes licitaciones del espectro 5G abren una ventana de oportunidad para brindar nuevas herramientas a la población

Una nueva arquitectura financiera global para resolver el problema de la deuda

Deuda y una nueva arquitectura financiera global

Trámites en un click: Documentación digital y apps estatales, el futuro de la identificación global

Abrir una cuenta bancaria o presentar una declaración de impuestos se podrá realizar desde el propio teléfono celular

La migración ilegal, un problema que atraviesa las fronteras continentales

La migración ilegal, un problema que atraviesa las fronteras continentales

Hidrógeno verde, otra alternativa para generar divisas en la región

Las grandes potencias económicas deberán importar el 60% del hidrógeno verde que consuman, lo que abre una ventana de oportunidad  para los países que puedan producirlo y exportarlo

El teletrabajo permite que el sector público mejore su competitividad

El teletrabajo permite que el sector público mejore su competitividad

8M: Las leyes y la pandemia dificultan avanzar en la reducción de la brecha de género

8M: Las leyes y la pandemia dificultan avanzar en la reducción de la brecha de género

Las "relaciones carnales" con Washington, el sello del menemismo en política exterior

Las "relaciones carnales" con Washington, el sello del menemismo en política exterior