La producción industrial registró un derrumbe del 25,3% anual en abril en Alemania, en tanto que en Italia se espera una caída de hasta el 13% de su Producto Interno Bruto (PIB) para este año, y en España un desplome de 15,1% en su actividad económica, como consecuencia de la pandemia del coronavirus.

La caída de la producción industrial alemana fue la mayor en casi treinta años, informó la Oficina Federal de Estadística (Destatis). En marzo, cuando se generalizaron restricciones a la movilidad y la actividad económica para combatir la pandemia, la producción de la industria ya había sufrido un descenso del 8,5% con respecto a febrero y del 11,3% frente al mismo mes del año pasado.

El impacto fue especialmente fuerte en la industria automotriz, cuya producción bajó en abril un 74,6% con respecto a marzo. Mientras que la generación de energía bajó un 7,2% frente a marzo, y la construcción, un 4,2 por ciento.

El Ministerio de Economía alemán señaló en un comunicado que con la caída de la producción registrada en abril se alcanzó el piso de la crisis causada por las consecuencias económicas de la pandemia.

Por su parte, el Instituto Nacional de Estadística de Italia (Istat) aseguró que prevé una caída de la economía del 8,3% durante 2020, aunque estimó una recuperación del 4,6% para el año próximo.

En tanto, el Banco de España anunció que prevé una caída del PBI del 15,1% este año en el denominado escenario de riesgo, descenso que sería del 9% en el de recuperación temprana y del 11,6% en un tercero más gradual.