Los sindicatos franceses CGT, FO, FSU y Solidaires, junto con cuatro organizaciones juveniles, llamaron a concretar mañana una nueva huelga y manifestaciones contra la reforma del sistema previsional anunciada por el Gobierno de Emmanuel Macron.

"Salgan a las calles el 10 de diciembre", declaró la líder de la Confederación General del Trabajo (CGT) de Francia, Catherine Perret, después de una reunión de los representantes de los sindicatos.

El 5 de diciembre Francia vivió la mayor huelga nacional de los últimos años, en la que participaron diversas categorías de ciudadanos del país.

Como consecuencia, resultó paralizado el transporte público en todo el país. De acuerdo al Ministerio del Interior, los actos de protesta movilizaron a más de 800.000 personas.

Los manifestantes, entre los que figuran trabajadores de transporte, médicos, profesores, estudiantes y otros, expresan su rechazo a la reforma de pensiones que podría privar de privilegios a varias categorías de trabajadores.

Mientras tanto, el gobierno francés declaró que no dará marcha atrás con la reforma de jubilación, y que dará a conocer los detalles relacionados con la reglamentación el miércoles.