El ex presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, quien estuvo en prisión hasta noviembre último cumpliendo una condena por corrupción, agradeció el título de ciudadano honorario que le concedió la Alcaldía de París en "un momento tan difícil" de su vida. "Acabo de recibir una llamada telefónica de la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, en la que le dije que estaré eternamente agradecido por el importante gesto del pueblo parisino de concederme el título de ciudadano de honor en un momento muy difícil de mi vida", afirmó el ex mandatario en un mensaje en Twitter. "Muy simpática y afectuosa, Hidalgo me dijo que me convertí en el 'más parisino de todos los brasileños'. Pretendo esforzarme para visitar París en breve y agradecer personalmente por la solidaridad en defensa de mi inocencia y libertad", agregó el ex líder sindical y dirigente del socialista Partido de los Trabajadores (PT). El título de ciudadano de honra fue explicado entonces como un homenaje a Lula por su importante papel en el combate a las desigualdades sociales y económicas en Brasil mientras cumplía su mandato presidencial y una manifestación de solidaridad ante la persecución política y judicial .