El ex dos veces mandatario de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, mantiene una sólida ventaja frente al presidente derechista Jair Bolsonaro de cara a las elecciones de octubre, según una encuesta de Genial/Quaest publicada en las últimas horas.

Lula tuvo un 45% de respaldo para la primera vuelta, una ventaja de 14 puntos porcentuales sobre Bolsonaro, cuyo apoyo subió un punto desde el 30% visto en junio. Al mismo tiempo, Ciro Gómez del Partido Laborista Democrático (PDB) recibió 6 puntos porcentuales por delante de André Janones de Avante y Simone Tebet del Movimiento Democrático Brasileño, quienes empataron con un 2 por ciento.

En la segunda vuelta, el expresidente Lula ganaría con una diferencia de 19 puntos porcentuales, con un 53% de los votos frente al 34% de Bolsonaro, según la encuesta de Genial/Quaest.

El sondeo también mostró que la calificación negativa del Gobierno de Bolsonaro se sitúa en el 47%, el mismo nivel que en junio, mientras que la imagen positiva aumentó un punto porcentual al 26 por ciento.

Diferencias

Para el 44% de los encuestados, la situación económica sigue siendo el mayor problema que enfrenta la nación.

De igual forma, la encuesta revela que el Partido de los Trabajadores triunfa en todas las regiones del gigante sudamericano presentando cierta ventaja en el nordeste con respecto al centro-oeste.

Lula es el favorito en todos los grupos etarios, así como entre hombres y mujeres. Entretanto, el actual jefe de Ejecutivo vence ligeramente en la muestra que posee educación superior y en los que tienen más de cinco salarios mínimos.

Quaest entrevistó a 2.000 votantes en persona entre el 29 de junio y el 2 de julio. El sondeo tiene un margen de error de 2 puntos porcentuales.