Miles de personas se concentraron en Varsovia para mostrar su apoyo a las reformas judiciales que ha emprendido el Gobierno polaco. Los manifestantes se congregaron frente al Tribunal Constitucional de Polonia con banderas polacas y pancartas en las que se criticó a los jueces del país y se respaldó la reforma que emprendió el Gobierno, en manos del partido Ley y Justicia (PiS).

"Apoyamos al Gobierno para que se complete la reforma judicial. íNi un paso atrás, señores, ni uno!, expresó ante la multitud el organizador de la protesta, Adam Borowski.

Borowski, relacionado con el diario progubernamental Gazeta Polska, criticó también a la Unión Europea, que ya mostró sus discrepancias con estas reformas emprendidas por el Ejecutivo en materia judicial. Según el organizador, la UE "no tiene derecho a interferir" en el sistema judicial de Polonia. "Los altos cargos de la Unión Europea están abusando de la ley... Nos reunimos aquí para defender nuestro soberanía", añadió.

La comisaria de Justicia, Vera Jourova, sostuvo que las recientes reformas del sistema judicial polaco son destructivas. Así, la UE ha mostrado su preocupación acerca de que estas medidas introducidas por PiS infrinjan la independencia de los jueces y del sistema de control y equilibrios.

Pero Polonia afirmó que continuará con esta reforma, según dijo el líder de PiS, Jaroslaw Kaczynski, en una carta. "No nos desviaremos de nuestro camino ni vamos a sucumbir a la presión interna ni externa", ha señalado Kaczynski a la agencia polaca PAP.