El gobierno británico no tiene intención de celebrar un segundo referendo sobre la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE), conocida como Brexit, a pesar de las crecientes solicitudes en ese sentido, anunció un portavoz de la primera ministra Theresa May.

La afirmación de la mandataria conservadora surge tras las declaraciones del ex líder del UKIP, el ultranacionalista y principal impulsor del Brexit, Nigel Farage, quien sostuvo que podría ser necesario realizar una segunda consulta sobre el particular.