Los complicados mecanismos burocráticos ralentizan el desarrollo de la vacuna contra el coronavirus diseñado por la empresa italiana ReiThera, según afirman los representantes de la compañía entrevistados por el periódico Corriere della Sera.

La creación de la vacuna "depende de los mecanismos burocráticos italianos que son muy engorrosos y no siguen los ritmos de la investigación​​​. Nos encontramos con bloqueos repentinos e incomprensibles del proyecto", destacó Antonella Folgori, una de los fundadores de ReiThera.

En sus palabras, "en su mayoría las dificultades surgen a la hora de asignar los fondos. Pueden pasar hasta seis meses entre la solicitud y la entrega del dinero".

Actualmente el fármaco, que se basa en el principio del vector viral, se encuentra en la segunda fase de experimentación, durante la cual fue suministrado a 80 voluntarios y produjo "resultados alentadores".

Sin embargo, hasta ahora la tercera fase, en la cual habrá que involucrar a decenas de miles de personas en los países donde está difundida la enfermedad, "aún no ha sido diseñada y deberá ser acordada con las agencias reguladoras".

ReiThera espera terminar la experimentación para finales del año y asegura poder producir hasta 5 millones de dosis al mes.

Fuente: Sputnik



 

Coronavirus hoy en el mundo: toda la información

 

Coronavirus en la Argentina: Toda la información sobre la pandemia en todo el país

 

Vacuna coronavirus: los avances en la carrera por combatir el covid-19