Esta vez los ositos de peluche no servirán para entretener a los niños sino para consolar a los familiares de las víctimas mortales de la enfermedad del nuevo Coronavirus (COVID-19) en México.

La artesana mexicana Irma de la Parra Hidalgo buscó la manera de llevarles un poco de consuelo y esperanza a las personas afectadas por la pandemia, vistiendo a los ositos con las ropas de los familiares fallecidos.

"Cuando empezó la pandemia murió un amigo de mi esposo muy querido en la familia y él fue quien originó que yo hiciera los osos porque su familia no se pudo despedir de él cuando murió de COVID-19", relató a Xinhua la diseñadora de modas.

Fue entonces cuando doña Irma dejó de elaborar uniformes escolares en la Ciudad de México y tomó la decisión de confeccionar "ositos del recuerdo" para ayudar a la gente que se encuentra en proceso de duelo.

"Yo pienso que tener un osito con una prenda de un familiar es muy bonito, como que te da la oportunidad de tenerlos más cerca", expresó.

Cada peluche es único debido a que sus diseños y colores son originales con cada prenda, se cosen a mano y, en ocasiones, incluyen leyendas que consuelan a las familias de los que ya partieron.

Doña Irma vende sus productos en redes sociales con ayuda de su hija, quien recibe las prendas y entrega las obras ya terminadas.

"Lo que nos da satisfacción es cuando las personas reciben el osito, pues mucha gente llora porque ven que es su familiar. Nos escriben mucho en el Facebook, nos agradecen mucho que hayamos hecho este trabajo y así nos van recomendando", agregó.

Hasta el momento, Irma ha confeccionado más de 270 ositos que envió a distintas partes de México y que tienen un costo de 200 pesos (unos 10 dólares).

César Romero se convirtió en uno de los clientes de la artesana luego de que su abuelo falleció el 23 de diciembre pasado y no logró despedirse de él, pues el joven tuvo una operación de emergencia ese mismo día.

Para poder enfrentar su dolor y asimilar la ausencia, César mandó a hacer un osito con la chamarra preferida de su abuelo Arturo, de 90 años, quien según sus familiares es probable que haya muerto de la Covid-19.

"Mi abuelito usaba mucho esta chamarrita, incluso le pusieron el forro, es algo impresionante. (El peluche) trae unos detalles; por ejemplo, aquí trae como un doblez, no sé cómo se llame, o sea, en verdad es un trabajo que hacen increíble. La forma en que lo transmiten y te llega el mensaje, el sentimiento", dijo Romero.

Cuando le entregaron el juguete, Romero dijo sentirse muy cerca de su familiar, pues "no es lo mismo tener sólo una imagen o una foto que algo tangible que es algo muy bonito".

"Es una doble emoción. En lo personal es felicidad, es alegría, es algo bonito, volverlos a sentir y verlo presente por medio del osito. A la vez es fuerte también porque vuelves a recordarlos", agregó.

De acuerdo con un reporte de la Secretaría (ministerio) de Salud, México reportó hasta el miércoles 213.597 decesos y 2.315.811 casos confirmados de la Covid-19.

Según datos de la estadounidense universidad Johns Hopkins, México es el tercer país con más muertes por Covid-19, sólo detrás de Estados y Brasil, así como el decimoquinto en número de contagios en el mundo.

 

Coronavirus hoy en el mundo: toda la información

 

Coronavirus en la Argentina: Toda la información sobre la pandemia en todo el país

 

Vacuna coronavirus: los avances en la carrera por combatir el covid-19


Fuente Xinhua