El caso de un hombre de 33 años en Hong Kong es el primero que se logra documentar sobre una reinfección de coronavirus: se contagió y recuperó una primera vez, pero luego contrajo el virus de nuevo, aunque con una cepa diferente.

El hallazgo va en contra de las hipótesis que sugieren una supuesta inmunidad de quienes tuvieron alguna vez el virus, y refuerza la evidencia encontrada hasta el momento que indica que los niveles de anticuerpos contra el Covid bajan con el correr de los meses en algunos pacientes. Además, es clave a la hora de desarrollar una vacuna que sea efectiva para prevenir contagios.

Al principio, los investigadores de la Universidad de Hong Kong creían que el paciente era un "portador persistente" del virus Sars-Cov-2 tras volver a dar positivo en el aeropuerto de esa jurisdicción al regresar de España, a más de cuatro meses de su primer contagio. En esta segunda instancia, no tenía síntomas.

Sin embargo, descubrieron que es un "reinfectado" gracias a que "la secuencia del genoma de la cepa del virus" en el primer contagio es "claramente diferente" de la encontrada durante el segundo episodio.

Los investigadores del Departamento de Microbiología de la Facultad de Medicina Li Ka Shing de la Universidad de Hong Kong "han demostrado la primera instancia de reinfección humana por SARS-CoV-2 mediante el uso de la secuenciación de próxima generación", anunciaron desde la casa de estudios superiores.

"El equipo demostró que la secuencia del genoma de la cepa del virus en el primer episodio de la infección por Covid-19 es claramente diferente de la secuencia del genoma de la cepa del virus encontrada durante el segundo episodio de la infección", indicaron.

Se trata de un avance trascendental en el proceso de entender cómo se comporta el virus, ya que "esta es la primera documentación del mundo de un paciente que se recuperó de Covid-19 pero que tuvo otro episodio de Covid-19 después", destacaron.

El informe de la universidad detalla que se trata de "un paciente aparentemente joven y sano" que "tuvo un segundo episodio de infección por Covid-19" y "fue diagnosticado 4,5 meses después del primer episodio"."Los genomas virales del primer y segundo episodios pertenecen a diferentes clados/linajes", enfatiza.

En total se encontraron "24 nucleótidos diferentes entre los virus del primer y segundo episodio", y "se pueden encontrar diferencias de aminoácidos en 9 proteínas, incluido un truncamiento de 58 aminoácidos de la proteína ORF8 que estaba presente solo en el virus desde la primera infección".

"Antes de este informe, muchos creían que los pacientes con Covid-19 recuperados tienen inmunidad contra la reinfección porque la mayoría desarrolló una respuesta de anticuerpos neutralizantes en suero. Sin embargo, existe evidencia de que algunos pacientes tienen niveles de anticuerpos decrecientes después de unos meses", alertaron desde la Universidad de Hong Kong.

Sobre esto, agregaron que "también hay informes de que el ARN del virus puede aumentar y disminuir en las secreciones respiratorias de pacientes convalecientes hasta por 3 meses".

"No está claro si estos pacientes son excretores prolongados del virus o tienen reinfección por otra cepa de SARS-CoV-2 ya que no se realiza una secuenciación del genoma viral para diferenciar estas dos posibilidades", indicaron.

El paciente reinfectado no desarrolló ningún síntoma durante su segunda infección, lo cual podría significar que "las infecciones posteriores pueden ser más leves", pero esto aún no está demostrado, dijeron los investigadores.

"Nuestros hallazgos sugieren que el SARS-CoV-2 puede persistir en los humanos", sostuvieron el lunes Kwok-Yung Yuen y sus colegas en un artículo aceptado para su publicación en la revista de la Universidad de Oxford Clinical Infectious Diseases.

Los expertos afirmaron que, debido a que hay millones de infectados en todo el mundo, no es de extrañar que unas pocas personas puedan volver a infectarse con el virus después de solo unos meses. Además, dijeron que estos descubrimientos recuerdan a los coronavirus que causan el resfriado común, el cual puede continuar circulando "incluso si los pacientes han adquirido inmunidad a través de una infección natural o mediante la vacunación".

En Hong Kong, desde abril todos los pasajeros aéreos están obligados a realizarse un test para detectar el coronavirus. En el aeropuerto, deben esperar hasta tener el resultado positivo o negativo: así fue como lograron dar con el caso del hombre reinfectado.

Además, hace pocos días se dio a conocer que el territorio autónomo realizará pruebas gratis y universales de coronavirus a todos sus habitantes a partir del 1 de septiembre, gracias a los recursos proporcionados por China.