Un proyecto piloto para reducir la semana laboral a tan solo cuatro días dió comienzo hoy en el Reino Unido, que alberga así el mayor experimento laboral de este tipo emprendido en el mundo, informan medios británicos. 

Más de 3.300 empleados de unas 70 compañías, que representan a más de 30 sectores, tendrán un día adicional de descanso durante medio año sin que se reduzca su sueldo. A cambio, prometen mantener el 100 % de productividad.

El proyecto fue organizado por 4 Day Week Global, en asociación con el centro analítico Autonomy, 4 Day Week Campaign y un grupo de investigadores de las universidades de Cambridge, Oxford y Boston College, señaló el medio RTenespañol.

Los especialistas evaluarán la productividad relativa y el bienestar de cada participante a lo largo del proyecto y generarán un informe tras completarse la prueba, cotejando los datos de cada entidad involucrada en el experimento.

Otras pruebas

"Analizaremos cómo responden los empleados al tener un día libre adicional, en términos de estrés y agotamiento, satisfacción laboral y vital, salud, sueño, uso de energía, viajes y muchos otros aspectos de la vida", dijo Juliet Schor, profesora de sociología en el Boston College.

Programas similares coordinados por 4 Day Week Global ya se están llevando a cabo en Irlanda, Estados Unidos, Canadá, Australia, Nueva Zelanda e Israel. Mientras, entre 2015 y 2019, Islandia fue por ese entonces escenario de la mayor prueba realizada en el mundo para evaluar los efectos de cuatro días laborables, y según el análisis, la prueba tuvo un "éxito abrumador", lo que se reflejó tanto en un incremento del bienestar como de la productividad.

Algunas empresas también han optado por su cuenta reducir la semana laboral. En particular, en septiembre de 2021, la compañía británica Belmont Packaging, especializada en fabricar cartón ondulado liso e impreso, decidió adoptar tal medida. De igual manera, recientemente, la firma japonesa Panasonic anunció que comenzará a ofrecer esta opción a sus empleados en el país nipón.