El 19º Congreso Nacional del Partido Comunista de China, que sesionará desde hoy hasta el 24 de octubre próximo en el Gran Salón del Pueblo en Beijing, "modificará su constitución para representar los nuevos conceptos, pensamientos y estrategias de gobernanza con Xi Jinping en su núcleo", dijo Tuo Zhen, portavoz del congreso, y remarcó que para el partido "la reforma es una lucha constante, nunca una misión cumplida".

Ayer por la tarde, en el Gran Salón del Pueblo en la plaza Tiananmen, centro político e histórico de Beijing, el vocero del PCCh informó en conferencia de prensa que la modificación de una enmienda constitucional "incluirá teorías clave y pensamientos estratégicos" para diseñar "las medidas generales de reforma sobre el sistema político y otros sistemas del país".

El operativo de seguridad prevé que el centro de Beijing sea cercado y la plaza central cerrada al público general, para abrir la 19va. edición de este hito histórico en la vida política de la sociedad china, pero también a nivel internacional, ya que la segunda potencia económica del mundo, a través del partido gobernante, esbozará las directrices políticas de los próximos cinco años.

También elegirá autoridades. Se espera que el presidente chino y secretario general del PCCh, Xi Jinping, sea refrendado en su cargo, al igual que el premier Li Keqiang, pero el resto del Comité Permanente del Politburó cinco en total- renovará sus filas por hombres más jóvenes.

El Congreso durará una semana y que contará con la presencia de 2287 delegados de todo el país, elegidos entre más de 89 millones de miembros del partido.