Pakistán reducirá el nivel de las relaciones diplomáticas con la India por la situación en el estado disputado de Jammu y Cachemira, declaró el Gobierno pakistaní.

En su cuenta de Twitter informó que el primer ministro del país, Imran Khan, presidió la reunión del Comité de la Seguridad Nacional de Pakistán dedicada a "las acciones unilaterales e ilegales" de la India en Cachemira.

Entre las medidas de respuesta el Gobierno pakistaní anunció "la reducción del nivel de las relaciones diplomáticas con la India" y "la suspensión del comercio bilateral".

Además, Islamabad está dispuesto a revisar los acuerdos bilaterales firmados con Nueva Delhi y llevar el tema de Cachemira ante los organismos de la ONU, incluido el Consejo de Seguridad.

Al mismo tiempo el Gobierno pakistaní tiene previsto retirar a sus diplomáticos de la India y expulsar a los indios desde Pakistán.

"No habrá más presencia diplomática nuestra en Nueva Delhi y sus [indios] enviados también serán retirados", dijo el ministro de Exteriores pakistaní, Shah Mahmood Qureshi.

El presidente de la India, Ram Nath Kovind, firmó el 5 de agosto un decreto sobre la abolición del estatus especial de Jammu y Cachemira, refrendado en el Artículo 370 de la Carta Magna del país.