Los buenos datos de empleo en Estados Unidos desataron la euforia de Donald Trump, quien destacó que las históricas cifras de creación de puestos de trabajo en el mes de junio, cuando el país recuperó 4,8 millones de puestos de trabajo, demuestran que la economía del país "vuelve a rugir" y que tras el impacto de la crisis del coronavirus ha vuelto "extremadamente fuerte".

"Estados Unidos ha creado casi cinco millones de empleos en el mes de junio, destrozando todas las expectativas (…) Es la mayor ganancia de empleos en un mes en toda la historia de nuestro país", se congratuló el inquilino de la Casa Blanca en rueda de prensa.

En este sentido, Trump recordó que el dato de creación de empleo en junio se suma al buen dato del mes de mayo, cuando la economía estadounidense contra todo pronóstico creó 2,7 millones de empleos, según la cifra revisada al alza por el Departamento de Trabajo, "lo que supone la creación de 7,5 millones de empleos en solo los dos últimos meses".

"El anuncio confirma que nuestra economía vuelve a rugir, que está regresando extremadamente fuerte", ha afirmado el presidente de EEUU.

Asimismo, Trump resaltó la creación de 3,5 millones de empleos en el sector manufacturero en el mes de junio, lo que atribuyó al efecto de las políticas comerciales impulsadas por la Casa Blanca. "Parece que las manufacturas han despegado y tiene mucho que ver con nuestras políticas comerciales porque estamos trayendo de vuelta al país las manufacturas".

"Estoy muy feliz porque lleva tiempo y porque las cifra serán pequeñas comparada con las que habrá pronto gracias a nuestros fantásticos acuerdos comerciales", agregó.

Por su parte, la tasa de desempleo de Estados Unidos experimentó un descenso de más de dos puntos porcentuales durante el mes de junio, hasta situarse en el 11,1%, después de que el mercado de trabajo registrara su peor dato histórico en abril, según las cifras publicadas por la oficina de estadísticas laborales del Departamento de Trabajo de Estados Unidos. En un mes de abril 'negro', la pandemia destruyó de golpe 20,8 millones de puestos de trabajo.

Industria

En tanto,se conoció que la producción industrial de Estados Unidos registró en el segundo trimestre de 2020 una caída del 42.6% en tasa anualizada, lo que representa el mayor desplome tras la Segunda Guerra Mundial, según ha informado la Reserva Federal de EEUU ( FED).

Sin embargo, en el mes de junio la producción industrial se incrementó por segundo mes consecutivo al aumentar 5.4%, después de crecer un 1,4% en mayo. En el mes de abril, el dato había registrado una caída del 12.7%, mientras que en marzo retrocedió 4.4%.

A pesar de estos avances en los últimos meses, la producción industrial se situaba en junio todavía 10.9% por debajo de los niveles anteriores a la pandemia.