El proceso de vacunación arrancó en España con la icónica imagen de Araceli, una mujer de 96 años, ofreciendo su brazo para ser vacunada en una residencia de Castilla-La Mancha.

Pese a los vaivenes, la escasez inicial de dosis, o la suspensión temporal de algunas vacunas para revisar sus efectos secundarios, España superó este lunes las 7,2 millones de personas vacunadas con pauta completa, lo que significa la inmunización del 15 por ciento de la población del país. En adición, 15,3 millones de personas (32,3 por ciento de la población) recibieron al menos una dosis de sus vacunas correspondientes.

La vacunación avanza y sus resultados son palpables: las cifras de muertes semanales por coronavirus (Covid-19) caen más de un 90 por ciento si se comparan con las de finales de enero, cuando se empezaron a completar los ciclos de inmunización de las primeras personas inoculadas, en pleno embate de la tercera ola de contagios.

Coronavirus en España hoy

En esa semana, mientras España atravesaba su pico máximo de incidencia acumulada (900 casos por 100.000 habitantes), se alcanzó también el registro máximo de muertes desde el inicio de la pandemia, con el fallecimiento de 3.722 personas por Covid-19.

Según datos publicados por el Ministerio de Sanidad el viernes, de las 79.432 muertes atribuidas al covid-19 en España, solo un total de 246 se produjeron en los siete días previos. Es decir, que a falta de conocer posibles retrasos en la notificación de defunciones (algo que sucede habitualmente), las muertes cayeron en la última semana en casi un 94 por ciento respecto a la semana más negra.

Cómo funcionaron las restricciones y la vacunación

No todo se debe a la vacuna, claro. Por el camino los españoles tuvieron que convivir con un duro estado de alarma que instauró cierres regionales, la clausura de la hostelería, e incluso los toques de queda. Sin embargo, los datos apuntan a una responsabilidad inequívoca de las inyecciones.

El impacto se nota sobre todo en las franjas de población con mayor cobertura de vacunación. Actualmente, el cien por cien de las personas mayores de 80 años y el 95 por ciento de los que tienen entre 70 y 79 años recibieron al menos una dosis de las vacunas disponibles.

Por ello, mientras en la última semana de enero fallecieron 778 personas en residencias de mayores, entre el 26 de abril y el 2 de mayo –último periodo con datos consolidados– solo hubo seis decesos en esos centros, según información del Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso) recogidos por el diario El País.

"En España, el pasado otoño, dos de cada tres muertes por covid-19 correspondían a personas mayores de 80 años (…) Si se vacuna completamente la población mayor de 80 años, se pueden prevenir de forma directa dos de cada tres muertes", señala un artículo publicado por cinco investigadores del grupo de Biología Computacional y Sistemas Complejos de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC).

En ese texto –difundido por el Ministerio de Sanidad en su web sobre el proceso de vacunación– se destaca que, más allá del descenso de la mortalidad, uno de los principales beneficios de las vacunas es la prevención de casos graves, lo que a su vez alivia la presión de los sistemas asistenciales.

Los datos también confirman este extremo: las hospitalizaciones de pacientes por covid-19 descendieron casi un 30 por ciento en los primeros quince días de mayo. Al inicio del mes había 9.668 pacientes de covid hospitalizados, mientras que actualmente hay 6.923.

Mejor, pero sin relajarse

"Progresivamente vamos superando nuestras cifras de vacunación y esto nos pone en una situación todavía mejor", destacó el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, en una rueda de prensa ofrecida este lunes.

Pese a ello, el portavoz del Ministerio de Sanidad para la pandemia llamó a la población a no dejarse llevar por la euforia y actuar con responsabilidad porque, aunque a menor ritmo, sigue falleciendo gente cada día, y una de cada cinco personas ingresadas por covid-19 necesita de atención intensiva.

Además, recordó que las vacunas "protegen mucho" pero ninguna de ellas supera un nivel de efectividad del 92 por ciento, por lo que pidió "no caer en falsas seguridades".

"Eso quiere decir que los más de siete millones de vacunados con pauta completa, posiblemente unas 700.000 de ellos no hayan desarrollado inmunidad, así que lo que les protege es el control de la transmisión a su alrededor", insistió.

En ese sentido, Simón destacó que "vamos dando pasos grandes y la evolución de la pandemia está yendo bien, pero hay que identificar el momento adecuado antes de relajar las medidas", lo que rebaja las expectativas de algunas regiones, que ya plantean incluso levantar la obligatoriedad de las mascarillas en determinados escenarios.

Fuente: Sputnik

 

Coronavirus hoy en el mundo: toda la información

 

Coronavirus en la Argentina: Toda la información sobre la pandemia en todo el país

 

Vacuna coronavirus: los avances en la carrera por combatir el covid-19