La UE adoptara desde 2021 nuevas reglas sobre agricultura ecológica, que obliga a etiquetar productos ecológicos para garantizar que se respetan los estándares comunitarios de calidad. Los productores deberán aplicar nuevas medidas preventivas para evitar la contaminación con fertilizantes sintéticos o plaguicidas.