El órgano responsable por el control de los monopolios en Brasil aprobó, con condiciones, la adquisición de la estadounidense Monsanto, especializada en biotecnología agrícola, por parte del grupo químico y farmacéutico alemán Bayer en el país vecino.

El Consejo Administrativo de Defensa Económica (Cade) aceptó la propuesta realizada por Bayer y Monsanto tras expresar su “preocupación” y condicionó la aprobación de la operación en Brasil a la venta, por parte de Bayer, de las operaciones de semillas y herbicidas a la compañía química Basf por unos u$s7.231 millones.

De acuerdo con el Cade, la solución propuesta por Bayer y Monsanto delante de las “preocupaciones” del órgano “son robustas” y “deshace todas las superposiciones horizontales generadas por la operación en Brasil, lo que elimina los problemas de competencia”, informó el portal Agrovoz.

Además de la solución estructural, Bayer y Monsanto propusieron medidas como la transparencia de las políticas comerciales y la prohibición de imponer exclusividad en los canales de venta, entre otras medidas.

El Cade recordó que el análisis de la operación entre Bayer y Monsanto contó con una “intensa cooperación internacional” y su fusión fue notificada en 29 países.

Bayer está compuesta por tres sectores de negocios (Pharmaceuticals Divisional, Consumer Health y Crop Science) y tiene presencia en 75 países, mientras que Monsanto Company posee actividades en 67 países y participa en Brasil por medio de sus subsidiarias.

Hace tres días, la comisaria de la Unión Europea, Margrethe Verstager, pidió que la competencia en materia de agricultura digital y la investigación no resulte “perjudicada” por la compra de Monsanto por parte de la fi rma alemana Bayer.