Falabella, la mayor cadena de 'retail' en América Latina, abrirá un total de 21 establecimientos en la región a lo largo de 2021, según anunció el presidente de la compañía, Carlo Solari, en la junta de accionistas.

En concreto, ahora se abrirán cinco supermercados Tottus en Chile y nueve en Perú; una tienda de mejoramiento del hogar en Chile, tres en México y una en Uruguay; una tienda por departamento en Perú, y una en Colombia.

Además, se renovarán instalaciones para la llegada de Ikea a Chile, cuyos primeros centros se abrirán en marzo y agosto de 2022, indicó Europa Press.

Por otra parte, Solari señaló que el impulso a la ejecución de la estrategia de digitalización y desarrollo tecnológico será el foco de la firma durante 2021, de cara a "tener un único 'marketplace' con la oferta integrada de productos de Falabella, Sodimac, Tottus, Linio y de 'sellers' externos, el cual unificará la experiencia de compra, pago y financiamiento y centralizará los flujos de visita de todas las empresas de Falabella".

A principios de mes, Falabella anunció el cierre en un plazo de dos meses de sus locales de la peatonal Florida, Rosario y Martínez, y abrió un retiro voluntario para sus 500 empleados, en el marco de su partida de la Argentina.

La compañía dijo que "en el contexto del plan que Falabella está llevando a cabo para hacer sustentable su operación en Argentina, la compañía cerrará las tiendas por departamento ubicadas en Rosario, Unicenter y en la peatonal Florida en la Ciudad de Buenos Aires".

En la Argentina puso a la venta todas las filiales de su marca de bandera, las tiendas Sodimac y también CMR, su tarjeta de fidelización, pero hasta ahora no tuvo interesados en firme.

En febrero pasado, Falabella decidió cerrar sus locales en Mendoza, Córdoba y San Juan. En simultáneo, el grupo de capitales chilenos reorienta su estrategia para abandonar el mercado local, ante la falta de ventas y la crisis de la pandemia.