Con la presencia del Secretario de Industria, Fernando Grasso, y del Ministro de Producción Bonaerense, Javier Tizado, el grupo mexicano Bimbo estrenó cuatro líneas de producción en su planta de San Fernando. La inversión en esta ampliación fue de $600 millones.

En esta nueva nave se elaborarán sus productos de panadería artesanal, sumándose a las líneas de producción que ya fabrican pan blanco, integral, salvado y multicereal. Además, a partir de esta incorporación de tecnología de último nivel, contará con mayores certificaciones internacionales que ayudarán a incrementar la productividad y así llegar a más destinos. Actualmente, la empresa exporta productos desde Argentina a Chile y, próximamente, se sumarán nuevos mercados como Paraguay y Uruguay.

El Gerente General de Grupo Bimbo en Argentina, Diego Bustos, destacó la importancia de la inversión. "Esta fábrica la adquirimos en marzo de 2016 y, desde ese momento, nos preocupamos por sacar su máximo potencial, invirtiendo en tecnología y logrando su renovación. En menos de dos años y medio no sólo se cuadruplicaron las toneladas de producción, sino que aumentó un 30% la cantidad trabajadores".