Al llegar a Mendoza, una de las primeras cosas que se ven es el lema “La tierra del sol y del buen vino”. Sin embargo, quizás, en unos años, podría ser la tierra del sol, el buen vino y las nueces de calidad, o al menos así lo espera Javier Zbikoski, uno de los líderes del grupo empresario Metropol, que comenzó a exportar nueces Chandler a Europa y Asia mediante su proyecto QNuts, que demandó una inversión de 10 millones de dólares y fomenta el trabajo local y la producción nacional.

Vestido de saco y pantalones ajustados, Zbikoski recibió a BAE Negocios en La Pedrera, la finca de QNuts, que está ubicada en la zona de Los Sauces, en Tunuyán, “la parte más bonita de Mendoza”, de acuerdo a los locales. Según cuenta, alrededor del terreno de 126 hectáreas se ubican cosechas de uvas Malbec, pero corre el rumor de que todos envidian la finca del Grupo Metropol, que cuenta con un suelo ideal de “condiciones fitosanitarias muy ventajosas y un entorno natural insuperable”.

Zbikoski, de origen misionero, conduce junto a su hermano Eduardo el grupo, reconocido en el AMBA por la tradicional rosa de “La Nueva Metropol” que decora las líneas de muchos colectivos. Además, la compañía incursionó en el sector automotriz y próximamente lanzará una Fintech. La idea de desembarcar en el agro surgió en 2010 y se concretó en 2015. ¿Por qué las nueces, y no el vino o la soja? “En las nueces podemos destacarnos y agregar valor, algo que no podemos hacer en otras áreas”, describe.

Las nueces se despelonan y secan en una máquina de dos millones de dólares

El proceso de producción y sus costos

Mientras Sebastián Fogal, el ingeniero agrónomo que es gerente general del proyecto, explica que las nueces Chandler son “las más apetecidas” a nivel mundial y detalla las características del fruto; Zbikoski recoge una del suelo, que formará parte de las 220 toneladas que la empresa exportará este año, 120 más que en 2020, pero lejos de las 400 proyectadas para 2022 o las 800 para 2025.

El costo operativo de cada hectárea ronda entre 6.000 y 8.000 dólares, por lo que calculan que el kilo cuesta 1 dólar. En el mercado internacional, el kilo de nueces se vende entre 3 y 4 dólares. Y, aunque Zbikoski proyecta ganancias de 4 millones de dólares para 2025 -menos de la mitad de lo que su grupo invirtió en 2015-, está tranquilo: el nogal tiene una vida de 50 años, y su mayor productividad está entre los 10 y los 30.

El kilo de nueces cotiza entre 3 y 4 dólares en el mercado internacional

La nuez que Zbikoski muestra será luego recogida por un cosechador, después de que una máquina de 150.000 dólares sacuda el árbol, y será enviada a una planta de despelonado y secado que costó unos 2,1 millones de dólares. Por culpa de la pandemia, fue instalada por Zoom con la ayuda de Wizard Manufacturing, la empresa especializada en la fabricación de este tipo de plantas.

Allí, la nuez pasará de una humedad del 32% al 8%, el recomendado para exportar. Luego, se la pondrá en bolsas, frente a las que posa Zbikoski para la prensa, a la que le cuenta que los frutos secos ahora “son populares durante todo el año”, gracias a que se conocieron “sus propiedades nutracéuticas” como el omega 3, magnesio, potasio y fibras. Antes de subir en la camioneta para continuar el recorrido, Zbikoski señala que las nueces se cargarán en 40 mil conteiners, que viajarán a Europa y Asia.

QNuts planea exportar unas 800 toneladas por año

Si de nueces se trata, Argentina está muy lejos de Chile y muy cerca de Italia y España. El país exportó 22.500 toneladas de frutos secos en 2020 y está dentro del top 10 que lidera China, seguido de Estados Unidos y Chile. Justamente, del país vecino fue de donde QNuts trajo la tecnología y las técnicas de cosecha, aunque está “lejísimos” de igualarlo en cantidades, explica Juan Giugno, presentado por Zbikoski como “la persona que más sabe de nueces en Argentina”. ¿Por qué Mendoza se demoró tanto? “Falta de crédito”, resume.

Ambos miran orgullosos al reservorio de 60 millones de litros de agua diseñado para el riego, que se abastece del Arroyo Grande que baja de las cumbres y distribuye unos 10ml de agua por hectárea. “El riego es el 70% del éxito del cultivo del nogal”, alerta el gerente general de la finca.

Juan Giugno contribuye en las técnicas y el cuidado de los nogales

Un grupo con historia y futuro

Después de recorrer la finca de QNuts, una de las cinco principales exportadoras de Argentina, Zbikoski se sienta almorzar con su esposa y sus cuatro hijos, que son la quinta generación de su familia, llegada al país el siglo pasado. Su abuelo, Alexander, comenzó a prestar servicios de transporte en Misiones en 1927. Años más tarde, su padre fundó Casimiro Zbikoski, empresa en la que Javier y Eduardo tomarían las riendas. 

En 1996 compraron la primera empresa de transporte público en Buenos Aires, y en 2001 compraron la quiebra de Chevalier, que se dedica a micros de larga distancia. Hoy, los hermanos dirigen un grupo que tiene más de 4500 empleados y sus principales objetivos son “la innovación y crecimiento en el país, que le permita continuar diversificándose y manteniendo su liderazgo con fuerte presencia en los diferentes mercados”.

Javier Zbikoski, director y vicepresidente del Grupo Metropol, rodeado por Sebastián Fogal, ingeniero agrónomo y Ramiro Dirube, líder de Comunicaciones

Por eso fueron al agro, que “impulsará la reactivación económica en un escenario post Covid-19”. QNuts -cuya Q corresponde a quality (calidad en inglés)– emplea a cinco personas durante el año y, a partir de marzo, contrata mediante agencias de trabajo a 12 empleados para la planta y casi 40 cosechadores, que recorrerán los caminos de 7 metros de ancho que separan las hileras de nogales.

Algunos árboles fueron traídos de Chile, pero la mayoría fueron comprados a viveros locales. Además, QNuts da la oportunidad a pequeños productores de exportar sus nueces, porque “el objetivo es posicionarnos como un polo exportador con profesionalización y tecnología de calidad”, destaca Sebastián Fogal.

La finca cuenta con 126 hectáreas

Terminado el recorrido y el almuerzo, donde muchos platos contaron con nueces, Zbikoski toma un café y se da el tiempo para las entrevistas. Repite una y otra vez que está “muy entusiasmado” por el lanzamiento de la marca para un negocio “tan importante como es la agroindustria para la provincia de Mendoza y para el país” y sostiene que, a largo plazo, el proyecto es rentable.

Luego, posa para las cámaras y responde preguntas, mientras mira el esplendor de la finca por la que tanto trabajó. Luego, sube al auto con su familia y se aleja por el camino de nogales, que son presente, pero, más que nada, prometen futuro.

Más notas de

Santiago Basso

Dos cadenas de hamburguesas argentinas desembarcaron en Miami

Dos hamburgueserías argentinas desembarcaron en Miami

Revelaron los pecados de Facebook y se enfrenta a un posible boicot

Los documentos internos mostraron que Facebook decidió ignorar muchos problemas de la red social

Cristina Kirchner apoyó a Alberto Fernández: "Poné orden en lo que tengas que poner orden"

Cristina Kirchner y Alberto Fernández mostraron unidad junto a los referentes oficialistas Massa y Kicillof

Planes sociales en el campo: productores celebraron la medida y esperan por "la vuelta de la cultura del trabajo"

La incompatibilidad de los planes con el trabajo en blanco hacía que muchas personas prefirieran no trabajar

Habilitaron a San Lorenzo para construir su estadio y la vuelta a Boedo está cada vez más cerca

San Lorenzo vuelve a Boedo después de más de 30 años

Qué es el fair play financiero: la causa de la salida de Messi del Barcelona

Messi se fue del Barcelona después de más de 20 años ligado al club

El ransomware y la triple extorsión, la amenaza económica que se transformó en un problema de seguridad nacional

Ransomware: una amenaza que mutó a un problema de seguridad nacional

Australia amenaza a China con ir a la guerra y Argentina está al acecho del desenlace

Argentina podría beneficiarse indirectamente del conflicto chino-australiano

Amazon va por el negocio de Google y Facebook

El negocio de la publicidad está en pleno ascenso

Fintech argentina obtuvo 50 millones de euros para su expansión internacional

Alejandro Muszak fundó la fintch en 2014 y ya tiene presencia en Uruguay, México y España