Una compañía brasileña lanzó al mercado una original iniciativa para cuidar la biodiversidad amazónica. La cerveza fue nombrada como Colorado Amazónica, cuyo precio varía cada semana dependiendo de la deforestación. 

La compañía Cervecería colorado, explicó en un comunicado que "cuando se reduce la deforestación, el precio de la cerveza baja, y cuando menor sea la selva más cara será la lata de Colorado Amazónica". La empresa forma parte del grupo cervecero brasileño AmBev. 

Al mismo tiempo de valorar la biodiversidad de la Amazonía, la empresa colabora directamente con las comunidades tradicionales de la selva "en la elección y la compra de ingredientes, así como en la venta de la cerveza". 

La Amazonía 

Producida de manera artesanal por las comunidades del estado de Pará, la totalidad de lo recaudado se destina a más de 600 familias de la asociación "Rede de Cantinas da Terra do Meio", integrada por indígenas, ribereños y agricultores familiares.

Por su parte, el gerente de marketing de Cervecería Colorado, Guilherme Poyares, afirmó que "nos comprometemos con la conservación de la biodiversidad y estamos al lado de quienes respetan y ayudan a mantener la Amazonía en pie. Por eso, nos rodeamos de socios serios que viven y cuidan la selva día a día".

Desde su lanzamiento, la cerveza ya sufrió su primer reajuste el 10 de septiembre. Su precio inicial era de 5,49 reales (un poco más de un dólar), pero se actualizó en base a los índices de deforestación y su valor se situó en 8,01 reales (un dólar y 51 centavos), lo que supuso un aumento de un 45,9 %.

Según reflejaron los últimos datos del Instituto de Investigaciones Espaciales (Inpe), el pasado mes de agosto se registraron en la Amazonía la deforestación alcanzó 1.359 kilómetros de selva, frente a los 1.714 kilómetros cuadrados de año anterior. A pesar del descenso, las organizaciones ambientales consideran las cifras alarmantes.