Más del 80% de las pequeñas y medianas empresas industriales tienen restringido el acceso al financiamiento, por las altas tasas de interés o por las condiciones que imponen las entidades financieras para otorgar créditos.

Es uno de los principales problemas para el desarrollo de las pymes que en la Argentina impulsan el 65% del mercado laboral, otorgando trabajo a más de 4 millones de personas y generando más del 40% de la riqueza del país.

Un informe de la consultora financiera First Capital Group indica que actualmente la demanda insatisfecha de financiamiento de las pymes asciende a los u$s72.000 millones, más del doble de lo que necesita el Estado para financiar su déficit.

En Argentina el número de micro, pequeñas y medianas empresas asciende a las 600.000, con más de 200 empleados.

#Pymes | En Argentina hay 600 mil micro, pequeñas y medianas empresas

Es decir que el 99% de las empresas registradas en Argentina son micro, pequeñas y medianas y emplean formalmente al 65% de los trabajadores del mercado.

La Argentina enfrenta una demanda potencial de crédito para financiar a mipymes en el orden de los u$s100.000 millones, indica el análisis.

Cuando se realiza el relevamiento de la oferta actual de financiamiento para este segmento en el sistema bancario y el mercado de capitales dicho volumen no supera el 3% del PBI, lo cual marca una clara desconexión entre el sistema financiero y el sistema productivo de las pymes.

Así, más del 80% de las pymes Industriales tienen restringido el acceso a los distintos servicios financieros sea por la tasa de interés elevada o por las condiciones que imponen las entidades financieras.

En la comparación internacional, ese número disminuye al 55% en otros países.

"El nivel de tasa de interés es un factor determinante de la desconexión entre el sistema financiero y las pymes", sostiene First.

Alternativas

Estructuralmente, casi siete de cada diez empresas industriales se financian con recursos propios; el financiamiento bancario es el segundo en importancia y muy lejos el fondeo a través del mercado de capitales.

En el acumulado a septiembre de 2017, el financiamiento total del sistema financiero a las pymes ascendió a $440.000 millones, lo que representa un aumento del 58% en términos interanuales.

La particularidad es que si comparamos con el año 2016, la financiación por el sistema bancario creció 59% y disminuyó la participación del mercado de capitales que creció a un ritmo más lento (30%).