La resolución de la jueza Martina Forns, que limitó el funcionamiento del aeropuerto El Palomar entre las 23 y las 6 horas, implica un revés para la aérea low cost chilena JetSmart.

La Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) anunció que apelará el fallo pues afecta a 6.000 pasajeros diarios.

El organismo explicó que la sentencia, que busca preservar el descanso nocturno de los vecinos de la zona, dificultará las operaciones tanto de JetSmart como de Flybondi pues "pone en peligro los planes de inversión y la llegada de nuevas aeronaves".