La empresa italiana Pirelli vendió su fábrica de neumáticos para autos en Venezuela, situada en la ciudad de Guacara, y todos los activos que posee en el país sudamericano, sin especificar los motivos.

La operación, que "sigue a la desconsolidación contable de la subsidiaria venezolana" de diciembre de 2015, no tiene impacto financiero en el grupo.