La cámara que agrupa a todos los productores pymes regionales de biocombustibles (Cepreb) apoyó la media sanción dictada por el Senado a la prórroga al régimen de biocombustibles. “Gracias a este marco normativo se creó un verdadero desarrollo de las economías del interior, y elevó a la industria argentina de biodiesel a la vanguardia internacional”, indicó la organización.

Este proyecto, debatido y apoyado por unanimidad por la Cámara Alta, prorroga por cuatro años la Ley 26.093 que establece el Régimen de Regulación y Promoción para la Producción y Uso Sustentable de Biocombustibles, y “permite que más de treinta de pymes del interior tengan esperanzas de seguir en pie y no desaparecer”, explicaron. 

De esta manera, aseguró la Cepreb, se otorgará previsibilidad al sector pyme de biodiesel y a todo el entramado productivo del sector agrícola y de la agroindustria, “y se está revalorizando esta Ley que nace como una verdadera Política de Desarrollo Federal, ya que promueve la diversificación de la matriz energética, el desarrollo de economías regionales, la sustitución de importaciones, la sustentabilidad medioambiental, el federalismo y el trabajo argentino”.