La Federación de Productores del Alto Valle de Río Negro y Neuquén le pidieron al ministro Luis Miguel Etchevehere un ayuda de $700 millones necesarios para levantar la cosecha de peras que arrancó el pasado lunes ante el aumento de los costos.

"Hoy no hubo nada que mejorara el ambiente económico como para que digamos que esta temporada va a ser diferente a la anterior", sostuvo el presidente de la Federación, Sebastián Hernández a BAE Negocios.

En esa línea el dirigente le explicó en la última reunión al ministro de Agroindustria "la necesidad de que el Estado cubra el $1,5 por kilo que cuesta levantar hoy la pera, porque sino quedará mucha fruta en la chacra. Esta ayuda en total es de $700 millones".

La problemática es la de siempre. La empresas de empaque están ofreciendo pagar por kilo de pera u$s0.15 cuando el costo de producción es u$s0.34. Esto no cubre los costos de producción que ha tenido un incremento del 22 por ciento.

"Hoy el productor entrega la fruta a un galpón y la hace a consignación, y sin ninguna posibilidad de exigir un precio", resaltó Hernández.

Si bien el productor reconoció la ayuda del gobierno durante 2017 que aportó dinero para la poda y sanidad, "es necesario que ese trabajo no se pierda con los bajos valores que ofrecen las empresas", dijo Hernández.

Frente a la crisis de las economías regionales, el gobierno no dio aun respuestas a los productores. La cosecha finaliza en 10 días.