Después de irse del país durante la crisis del 2001, la marca de indumentaria brasileña Hering, anunció su regreso a la Argentina. Conducida por la quinta generación de la familia Hering, tuvo su época de esplendor en los 90 donde se expandió internacionalmente hasta 2002 donde volvió a concentrarse en Brasil. Hoy opera en mercados como Uruguay, Bolivia y Paraguay de la mano de Lizan Retail Advisors. Pero estudia avanzar fuerte en mercados latinoamericanos.

Claudio Hering, responsable del mercado internacional, señaló al portal Modaes Latinoamericana que la compañía se encuentra buscando locaciones para abrir en Buenos Aires. El objetivo es la apertura de una tienda de 200 metros cuadrados. Todavía no definió si llegará a través de un socio local o en forma directa.

El directivo contó que estudian comenzar a operar en Chile y Perú en el corto o medio plazo, mientras que, en un futuro, "queremos estar presentes en los principales países de Latinoamérica y buscamos llegar también a México y Colombia". Cuenta con puntos de venta en establecimientos multimarca en Panamá, El Salvador y República Dominicana.

Si bien cuando tuvo presencia en el mercado argentino trajo su marca Hering, la compañía cuenta con otras etiquetas como Puc, especializada en moda infantil; Dzarm, de moda joven femenina; y Hering Kids.

Fue fundada en 1880 por los hermanos alemanes Hermann y Bruno Hering, en la ciudad de Blumenau. Cuenta con con 651 tiendas y en los nueve primeros meses de 2017 facturó u$s413,5 millones.