El 22% de los locales de la Ciudad de Buenos Aires rescindieron el contrato de alquiler durante junio, y entre aquellos comerciantes que aún resisten sin cerrar sus puertas solo el 40% logró pagar el alquiler de manera completa.

"Las cifras confirman la fortísima caída conocida por todos ante la imposibilidad de abrir las puertas por parte de la mayor parte de los comercios de la Ciudad", señaló la vicepresidente del Colegio Profesional Inmobiliario porteño, Marta Liotto.

La dirigente dijo que "estos datos demuestran la gravedad de la situación económica producto de la crisis sanitaria y el aislamiento obligatorio que se vive".

En este contexto, la entidad afirmó que "los profesionales inmobiliarios lamentan profundamente el retroceso que significa el refuerzo del aislamiento social a partir de mañana, ya que frenará de lleno la tímida reactivación que se había dado en el mercado inmobiliario luego de la apertura de sus oficinas y el permiso para mostrar inmuebles".

"Sin embargo, seguirán trabajando a distancia en su labor de intermediación entre dueños e inquilinos, ayudando a acercar a las partes en este difícil momento de crisis que vive el sector, y que pone en riesgo los ingresos de miles de familias", indicó.

El relevamiento, que la entidad realizó mediante una consulta online a sus matriculados y que contempló un universo de 40.000 inmuebles de toda la Ciudad, arrojó además que el 85% de los inquilinos de viviendas de la Ciudad pagó su alquiler en junio.

Esto implica una caída respecto a la medición de mayo, que había sido un 92%, ubicándose apenas por encima de lo registrado en abril (83,6%).

Por otra parte, la Cámara Argentina de Comercio (CAC) realizó un relevamiento en las principales arterias la Ciudad que dio como resultado un crecimiento en la cantidad de locales para alquilar en los últimos tres meses.

"El relevamiento anterior fue a mediados de marzo y ahora el que hicimos dio un aumento de 203% de locales vacíos, locales que tienen cartel para alquilar; son comercios que han cerrado, han devuelto la llave al propietario", dijo el secretario de la CAC.

En diálogo con la agencia Télam, detalló que "en una importante arteria había en marzo 27 locales con cartel se alquila y hoy hay 85".

De acuerdo con datos de Fecoba, en mayo cerró un 18% de los locales porteños, lo que representa unos 20.000 comercios, y en junio los cierres se incrementaron a 23.000, sobre la base de un relevamiento realizado la semana pasada.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Empresas de Servicios Inmobiliarios (Camesi), Alejandro Ginevra, opinó que volver a fase 1 de la cuarentena "significa un retroceso para la actividad", ya que "la apertura limitada de las inmobiliarias sólo incrementó las operaciones un 10%, un nivel bajísimo, por lo que estamos todavía lejos de alcanzar una mínima normalidad".