El Banco Central y a las principales entidades financieras y empresas de servicios como Red Link trabajan para potenciar las iniciativas de concientización de los ciudadanos en el uso seguro de los medios de pago electrónicos y digitales.

Algunas de las recomendaciones son no brindar datos personales ni bancarios que sean solicitados telefónicamente o a través de mails y no aceptar ningún beneficio en el que le soliciten ir a un cajero automático.